Home » Spanish » Signos & Síntomas » 10 síntomas de advertencia del desorden bipolar: Síntomas de la Depresión y Manías

10 síntomas de advertencia del desorden bipolar: Síntomas de la Depresión y Manías

Signos & Síntomas

El trastorno bipolar es un trastorno del humor también conocido como trastorno maniaco-depresivo. Esta enfermedad es un desorden del humor que requiere un diagnóstico psiquiátrico. Una persona bipolar puede experimentar una depresión profunda con ataques de manía como un cambio completo del humor.

Existen cinco clasificaciones del trastorno bipolar. El trastorno bipolar 1 es cuando una persona experimenta episodios maniacos definidos. El trastorno bipolar 2 es una manía menor, llamada hipo-manía que está relacionada con episodios de depresión. La ciclotimia se da cuando una persona no experimenta episodios maniacos ni de depresión severos pero puede ser cambiante en su estado de ánimo. El ciclaje rápido es cuando un individuo bipolar experimenta al menos cuatro episodios en un año. Esto puede ser por medio de una diferencia diaria con un ciclaje ultra rápido. Normalmente, las personas bipolares pueden cambiar de depresión a manía solo una vez al año. Por último, el trastorno bipolar NOS es cuando una persona no cabe en ninguna categoría específica pero aún así experimenta deterioro de sus síntomas bipolares.

Los síntomas de un trastorno bipolar pueden variar ampliamente de persona a persona. Es importante entender que este trastorno se caracteriza por presentar depresión y manía y, sin una de estas dos condiciones, la diagnosis puede ser un trastorno en el humor.

Aquí le mostramos 10 síntomas comunes del trastorno bipolar, categorizados por sus instancias de depresión o manía.

1. Depresión: pensamientos suicidas

Uno de los síntomas más graves del trastorno bipolar es la presencia de pensamientos suicidas. En la fase de depresión, la víctima puede sentirse tan triste consigo mismo que contempla el suicidio. Incluso cuando se diagnostican y son puestos bajo medicación, pueden seguir teniendo pensamientos suicidas. Pueden ser un efecto secundario desafortunado de la medicación. Si se siente suicida o si está preocupado por una persona que sabe que puede estar teniendo pensamientos suicidas, póngase en contacto con su centro local de salud mental y busque tratamiento.

Next »
ADVERTISEMENT

More on ActiveBeat