Remedios de salud para tratar las quemaduras leves

Hay varias formas de quemarse accidentalmente en casa o en el trabajo: si se derrama agua hirviendo en la mano de una olla o calentador de agua, tocas una plancha caliente, te apoyas contra un radiador o permaneces demasiado tiempo al sol sin protección. Estas situaciones pueden ser alarmantes, pero el tratamiento rápido de este tipo de quemaduras puede ayudar a extinguir el dolor y las posibles cicatrices.

Esta clase de quemaduras suelen ser de primer grado, lo que significa que la piel se enrojece y se sienten algunas molestias, pero no se forman ampollas. Si la piel forma ampollas (no las revientes por tu cuenta) o desarrolla un “aspecto blanco y coriáceo”, tal y como describe Healthline, es probable que quieras saltarte los remedios caseros y acudir a un hospital. Aquí tienes seis formas de aliviar las quemaduras leves sin la ayuda de un profesional médico (en la mayoría de los ejemplos):

Enfría la zona afectada

WebMD señala que si te has quemado con un líquido caliente, debes dejar correr agua fría del grifo sobre la zona afectada durante al menos 10 minutos (hasta 20 minutos), pero aclara específicamente que no debes aplicar hielo (aunque basta con mantener un paño empapado en agua fría sobre la quemadura).

Healthline aconseja que se acuda al médico si la zona de la quemadura abarca más de cinco centímetros de piel y si afecta a la cara o determinadas articulaciones, como la rodilla, el tobillo o el codo, así como a la columna vertebral y los antebrazos.

Toma medicamentos para el dolor

A menudo, la sensación de dolor puede ser muy difícil de soportar para el paciente, incluso en el caso de las quemaduras de primer grado. La Clínica Mayo dice que casi cualquier analgésico de venta libre puede servir: el ibuprofeno (Advil, Motrin), el naproxeno sódico (Aleve) o el paracetamol (Tylenol) son posibles opciones. La mayoría de gente ya tiene al menos uno de estos productos en su casa.

No te pases de la dosis recomendada en el frasco, aunque las pastillas no parezcan proporcionar ningún alivio. Si el dolor es extremo, sería conveniente buscar ayuda de urgencia.

Aplica un ungüento

MedicinePlus.gov dice que, una vez que la quemadura se haya enfriado lo suficiente, se puede añadir alguna pomada ya sea de vaselina o aloe vera en la zona afectada. Estos ungüentos no requieren un elemento antibiótico, ya que algunos de estos tipos de ungüentos pueden realmente empeorar la situación a través de una reacción alérgica.

La fuente advierte de que no se deben utilizar cremas, lociones, aceites, mantequilla o claras de huevo en las quemaduras leves. Otras fuentes señalan que pueden aumentar las posibilidades de infección, retrasar el proceso de curación o agravar el dolor.

Cubre la herida

FirstAidAnywhere.com explica que, una vez que hayas calmado la quemadura con un gel de aloe, puedes pasar a vendar la herida para ayudarla a curar y protegerla de las infecciones. La fuente sugiere utilizar un apósito estéril antiadherente seco, que ayudará a evitar que se pegue a la herida si traspira por debajo.

Por supuesto, esto también ayudará a proteger la quemadura para que no roce directamente con nada, lo que puede ser doloroso y abrir ampollas (si llega a haber). Asegúrate de cambiar las vendas todos los días hasta que la herida se haya curado.

Vigila la herida

La misma fuente (FirstAidAnywhere) también señala que es importante seguir vigilando la zona de la quemadura para detectar infecciones. Estos signos reveladores pueden incluir un aumento del dolor, pus, fiebre, incremento de la zona irritada  que se extienden desde el lugar de la quemadura o incluso ganglios linfáticos inflamados. Estos síntomas justifican la búsqueda de atención médica, añade.

Si tienes algunos de estos signos y los ignoras, la piel puede tardar mucho más en curarse (por no mencionar que tendrás que soportar los desagradables efectos secundarios). Añade que la picazón no suele ser un signo de infección, sino que es algo natural cuando la piel se está curando.

Considere recibir una vacuna contra el tétano

Las quemaduras pueden aumentar el riesgo de tétano, una infección bacteriana que puede causar graves complicaciones de salud. AdvancedTissue.com señala que incluso las quemaduras menores pueden provocar el tétano, así que asegúrate de reservar una vacuna de refuerzo con tu médico tan pronto como puedas.

MedicineNet dice que la bacteria (Clostridium tetani) que puede causar el tétano puede encontrarse en la tierra o incluso en el polvo, y puede entrar al cuerpo a través de heridas (normalmente cortes) y quemaduras.

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X