Signos de pancreatitis

Antes de comenzar a detallar todas las señales de advertencia de la pancreatitis, vamos a explicar primero qué es. Healthline afirma que la pancreatitis es una condición que se desarrolla debido a la inflamación “patológica” del páncreas.

El páncreas está situado justo detrás del estómago y su función es liberar enzimas para ayudarnos a digerir los alimentos y regular el manejo de la glucosa por parte de nuestro cuerpo. La pancreatitis puede aparecer y desaparecer por sí sola, pero también puede ser un problema crónico con muchos síntomas dolorosos e incómodos. Aquí le presentamos 20 signos de pancreatitis.

Pancreatitis aguda

Es importante tener en cuenta que hay dos tipos diferentes de pancreatitis: la aguda y la crónica. La pancreatitis aguda suele aparecer de forma repentina y desaparece en pocos días. El Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales (National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases, o NIDDK por sus siglas en inglés) afirma que 210,000 adultos estadounidenses desarrollan pancreatitis aguda cada año y que los cálculos biliares suelen ser la causa más común.

Pancreatitis crónica

La pancreatitis crónica es la segunda forma de pancreatitis. Este tipo de pancreatitis también indica una inflamación del páncreas, pero tiende a producirse a lo largo de un extenso período de tiempo, causando un daño permanente al páncreas. Suele estar causada por el alcoholismo, así como por enfermedades autoinmunes y genéticas.

Dolor abdominal superior

El principal síntoma de la pancreatitis (tanto aguda como crónica) es el dolor en la parte superior del abdomen. Este dolor también puede extenderse en función de la gravedad de la enfermedad. Según el NIDDK, el dolor abdominal se siente de manera diferente en la pancreatitis aguda y crónica.

Dolor que irradia hacia la espalda

Cuando se trata de una pancreatitis aguda, el dolor comienza en la parte superior del abdomen y a veces se extiende a la espalda. Puede ser leve o severo, y puede durar varios días, según los Institutos Nacionales de la Salud (National Institutes of Health, o NIH por sus siglas en inglés). En el caso de la pancreatitis crónica, el dolor también comienza en la parte superior del abdomen, pero algunos pacientes dicen no sentir ningún dolor.

Dolor que empeora después de comer

Como acabamos de mencionar, el dolor en la parte superior del abdomen, justo debajo de las costillas, es el más común en la pancreatitis. Según Everyday Health, este dolor puede ser leve al principio, pero empeorará después de comer y beber.

Dolor que empeora al acostarse

Everyday Health también afirma que el dolor tiende a empeorar al “acostarse sobre la espalda y disminuye al inclinarse hacia adelante en posición sentada”. Además, este dolor comienza a desplazarse e irradiar hacia la espalda, pero no se agrava con el movimiento. Según Everyday Health, el dolor también puede variar en función de la causa de la pancreatitis.

Sensibilidad abdominal

Los pacientes con pancreatitis suelen experimentar sensibilidad abdominal y al tacto. La hinchazón y el dolor abdominales son síntomas que suelen ir unidos a la sensibilidad abdominal.

Fiebre

Entre los síntomas más comunes de la pancreatitis aguda, tanto la Clínica Mayo (Mayo Clinic) como WebMD enumeran la fiebre. El Dr. Axe también señala que el cuerpo puede empezar a sentirse débil mientras intenta luchar contra la inflamación. Además, el paciente puede tener dificultades para respirar y sufrir un shock.

Escalofríos

Junto con la fiebre, también pueden aparecer escalofríos y síntomas parecidos a los de la gripe. Los escalofríos suelen estar causados por una obstrucción de los conductos biliares del páncreas y son consecuencia de una alteración digestiva.

Ritmo cardíaco elevado

Los enfermos de pancreatitis también pueden experimentar un aumento de la frecuencia cardíaca (pulso). Esta aceleración del corazón puede alcanzar entre 100 y 140 latidos por minuto. Este síntoma suele ir acompañado de síntomas similares a los de la gripe, como fiebre, escalofríos y sudoración excesiva.

Pérdida de peso

La pérdida de peso es más común en la pancreatitis crónica y, según Very Well Health, puede ocurrir incluso cuando la persona con esta condición está comiendo normalmente. Aunque probablemente a todos nos gustaría perder algunos kilos aquí y allá sin intentarlo, la pérdida de peso sin ninguna explicación lógica suele ser una enorme señal de alarma.

La pérdida de peso que se produce en los enfermos de pancreatitis se debe a que el páncreas no funciona correctamente. “Esto ocurre porque el cuerpo no segrega suficientes enzimas pancreáticas para descomponer los alimentos, por lo que los nutrientes no se absorben normalmente”, escribe la fuente. “La mala digestión lleva a la pérdida de grasas, proteínas y azúcares en las heces”, añade la fuente.

Náuseas

Cuando se trata de problemas con el páncreas, la pancreatitis es la afección más común que causa náuseas y vómitos. Este síntoma suele darse con más frecuencia con los alimentos grasos porque el páncreas tiene problemas para producir las enzimas que se supone que ayudan al sistema digestivo a descomponer las grasas.

Ciertos alimentos son más proclives a provocar náuseas, escribe Prevention tras hablar con el doctor Andrew Hendifar, MD, codirector de Oncología del Páncreas del Centro Médico Cedars-Sinai de Los Ángeles. “Las hamburguesas suelen ser desencadenantes de náuseas, al igual que los aguacates y los frutos secos, todos ellos ricos en grasas”, dice Hendifar. Y añade: “La pizza es otro alimento que presenta dificultades para los pacientes con un páncreas comprometido”.

Vómitos

Además de las náuseas, los vómitos son otro desafortunado síntoma de la pancreatitis. En cuanto al tratamiento, “a veces el paciente no puede controlar los vómitos y necesita una sonda que va desde la nariz hasta el estómago para eliminar el líquido y el aire”, escribe Very Well Health al describir la pancreatitis aguda. “En los casos leves, el paciente puede no tomar alimentos durante tres o cuatro días, pero se le administran líquidos y analgésicos por vía intravenosa”, añade la fuente.

Indigestión

Es habitual que los enfermos de pancreatitis tengan problemas de estómago (como diarrea, hinchazón e indigestión). La indigestión -formalmente conocida como “dispepsia”- suele manifestarse como dolor o ardor en la parte superior del abdomen.

Hinchazón

Aunque el dolor en el abdomen es el signo más común de la pancreatitis, el paciente también puede experimentar hinchazón, mostrando un abdomen inflamado o distendido, dice Healthline.

Heces aceitosas y malolientes

Esto suena extraño -lo sabemos-, y en cierto modo lo es, pero es cierto. Healthline explica que este síntoma se conoce como “esteatorrea”, es decir, heces grasas con un olor extraño. “La esteatorrea puede ser un signo de mala absorción. Esto significa que no está obteniendo todos los nutrientes esenciales de su dieta porque su páncreas no produce y segrega suficientes enzimas digestivas para descomponer sus alimentos”, escribe la fuente.

Además del olor extraño, sus heces pueden parecer aceitosas. “El agua del inodoro tendrá una película que parece aceite”, dice el doctor Andrew Hendifar a Prevention. “El aceite es toda la grasa dietética que el páncreas no fue capaz de descomponer”, añade.

Diarrea

Después del dolor en el abdomen y la espalda, la diarrea es otro síntoma de la pancreatitis crónica, y el NIDDK señala que las personas con pancreatitis crónica pueden no tener ningún síntoma hasta que sus síntomas se convierten en complicaciones.

Riesgo de desarrollar diabetes

Dado que el páncreas es responsable de la producción de hormonas que ayudan a controlar la regulación de la glucosa en la sangre, también afecta los niveles de azúcar en la sangre. Cuando el páncreas no funciona correctamente, puede poner a una persona en riesgo de padecer diabetes.

El Dr. Axe explica que la pancreatitis crónica suele ser la responsable de este síntoma, o más bien de los efectos secundarios. “Con la pancreatitis crónica, hay una cicatrización física del páncreas que puede ponerlo en un mayor riesgo de desarrollar diabetes, trastornos digestivos e incluso cáncer de páncreas”, dice la fuente.

Dificultad para respirar

Ya hemos hablado de que hay dos tipos de pancreatitis (aguda y crónica), pero el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU. (U.S. Department of Health and Human Services) también enumera una serie de síntomas que podrían indicar que una persona está sufriendo una pancreatitis grave. Si este es el caso, debe buscar atención médica de inmediato. Uno de estos síntomas es la falta de aire.

Ictericia

La ictericia es una afección que provoca el color amarillento de la piel y los ojos. La ictericia suele considerarse uno de los síntomas más graves de la pancreatitis. Si nota este efecto amarillento, es importante que busque la orientación de su médico.

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X