Discinesia tardía: Qué es, Causas, Síntomas, y Tratamiento

La medicina moderna viene recorriendo un largo camino. Gracias a la medicina podemos tratar muchas dolencias y enfermedades. Sin embargo, en algunos casos, los medicamentos pueden tener efectos secundarios. Un efecto secundario que vamos a abordar hoy se denomina discinesia tardía (DT), “un síndrome neurológico marcado por movimientos musculares aleatorios e involuntarios que generalmente ocurren en la cara, lengua, labios o mandíbula”, explica Everyday Health.

La discinesia tardía afecta a más de 500,000 estadounidenses, por lo que es importante entender qué es y qué la causa. También analizaremos los signos y síntomas que debes tener en cuenta y cómo se puede tratar esta condición. Esto es lo que necesitas saber sobre la discinesia tardía.

¿Qué es la Discinesia Tardía?

Primero, queremos explicar que la discinesia tardía es un efecto secundario raro de ciertos medicamentos, como los antipsicóticos, que tratan enfermedades mentales. Es importante mencionar que este efecto secundario no suele ocurrir al instante. Muchas personas pueden tomar medicamentos por años antes de desarrollar este trastorno.

A pesar de que sea una condición rara, afecta a 500,000 estadounidenses y la Clínica Cleveland dice que “aproximadamente 1 de cada 4 personas que toman medicamentos antipsicóticos (neurolépticos) durante muchos años desarrollan este problema”.

La discinesia tardía puede hacer que una persona desarrolle movimientos incontrolados o involuntarios, como empujar, contraerse y hacer muecas. Los tics faciales como el parpadeo rápido, relamerse los labios y sacar la lengua, también son comunes.

¿Qué causa la Discinesia Tardía?

Usualmente, la discinesia tardía es un efecto secundario de los medicamentos antipsicóticos o neurolépticos. Por lo general, estos medicamentos se recetan para tratar trastornos de salud mental como la esquizofrenia y el trastorno bipolar. Asimismo, estos medicamentos también se pueden recetar para ayudar a tratar afecciones gastrointestinales.

Los profesionales médicos no están muy seguros de por qué algunas personas desarrollan discinesia tardía y otras no, pero podría tener algo que ver con el cerebro y con los medicamentos que bloquean los receptores de dopamina.

La Clínica Cleveland indica que las células nerviosas de tu sistema nervioso producen dopamina (que es un neurotransmisor). “Eso significa que envía mensajes a los receptores de dopamina (proteínas en el cerebro y los nervios). Los dos trabajan juntos para enviar señales nerviosas que controlan los movimientos del cuerpo”, explica la fuente. Por lo tanto, los cambios químicos en el cerebro pueden hacer que algunas personas sean más sensibles a la dopamina, y en consecuencia, hacer que los nervios desencadenan movimientos involuntarios.

Síntomas comunes de la Discinesia Tardía

El signo más revelador de la discinesia tardía son los movimientos incontrolados o involuntarios. Pueden ocurrir en la cara, conocidos como discinesia orofacial o discinesia oro-buco-lingual, y generalmente afectan la lengua, los labios o la mandíbula. Los síntomas comunes incluyen:

  • Fruncir el ceño
  • Mordisquear
  • Relamer o fruncir los labios
  • Parpadear rápido
  • Gruñidos
  • Inflar las mejillas
  • Sacar la lengua involuntariamente

La discinesia también puede afectar otras áreas del cuerpo, lo que se conoce como discinesia de las extremidades. Esto generalmente afecta a los brazos, los dedos de las manos, las piernas y los dedos de los pies. Algunos síntomas comunes incluyen:

  • Agitar los brazos
  • Mover los dedos
  • Balancearse de lado a lado
  • Empujar la pelvis
  • Tocarse los pies

¿Cuándo aparecen los síntomas y cuánto duran?

La Clínica Cleveland explica que “aproximadamente 7 de cada 10 personas con discinesia tardía tienen síntomas leves”. Sin embargo, los síntomas pueden empeorar a medida que pasa el tiempo. Pero, ¿cuándo empiezan a aparecer realmente los síntomas?

La fuente dice que los síntomas no aparecen de inmediato, por lo general tardan años en desarrollarse. En algunos casos, las situaciones inducidas por el estrés pueden intensificar los síntomas. La fuente también señala que por lo general, los síntomas desaparecen durante el sueño.

La siguiente pregunta que debemos abordar es ¿cuánto tiempo duran los síntomas? La Clínica indica que los síntomas usualmente desaparecen o disminuyen cuando se reduce la dosis o se deja de tomar el medicamento por completo. Sin embargo, algunas personas aún experimentan síntomas incluso después de suspender el medicamento. Es importante mencionar que nunca deberías suspender ni cambiar tu dosis sin la guía de tu médico.

Factores de Riesgos

La discinesia tardía puede afectar a cualquier persona independientemente de su edad, sexo, raza o etnia. Dicho esto, algunos factores pueden aumentar tu riesgo. Por ejemplo, las personas mayores, las personas de color, y las mujeres, tienen un mayor riesgo de desarrollar la afección. Otros factores que también pueden aumentar tu riesgo incluyen tener diabetes, trastorno por uso de sustancias, virus de inmunodeficiencia humana (VIH) o alguna lesión cerebral traumática (TBI).

Healthline también explica que las personas “que están tomando una versión anterior de estos medicamentos, conocidos como antipsicóticos de ‘primera generación’, tienen más probabilidades de desarrollar DT que las personas que usan medicamentos más nuevos”. Cuanto más tiempo tome los medicamentos que causan este efecto secundario, mayor será el riesgo de desarrollarlo también.

Condiciones que están vinculadas al trastorno

Como mencionamos, la discinesia tardía es generalmente causada por medicamentos antipsicóticos o neurolépticos. Esto quiere decir que ciertas condiciones están vinculadas con el trastorno y pueden aumentar el riesgo a contraerlo. Algunas de estas condiciones de salud mental incluyen ansiedad, depresión, trastorno bipolar, trastornos alimentarios, trastorno de estrés postraumático (TEPT), trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH), trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) y esquizofrenia.

Los medicamentos que tratan los trastornos gastrointestinales como la gastroparesia, la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE), las náuseas y los vómitos, también estarán relacionados con la discinesia tardía. Así como también los medicamentos que tratan problemas neurológicos como la demencia, la enfermedad de Parkinson y la epilepsia.

¿Cuándo ver a un doctor?

Es importante tener en cuenta que el hecho de que tú o alguien a quien amas estén tomando este tipo de medicamentos, no significa que desarrollarán discinesia tardía. Sin embargo, si desarrollas alguno de los síntomas de la discinesia tardía, como movimientos involuntarios faciales o corporales, debes comunicarte con tu médico de inmediato.

Toma nota de todos tus síntomas, así como de los medicamentos que estás tomando, para que puedas proporcionarle a tu médico la mayor cantidad de información posible. Algunas preguntas importantes para hacerle a tu médico son:

  • ¿Qué medicamento está causando mis síntomas?
  • ¿Debo cambiar o suspender la medicación?
  • ¿Cómo podemos tratar los síntomas?
  • ¿A qué complicaciones debo estar atento?

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico de la discinesia tardía puede ser difícil, especialmente porque los síntomas pueden tardar meses o incluso años en aparecer. Healthline señala que tener un diagnóstico puede hacerse más fácil si todavía se está usando el medicamento y experimenta síntomas, pero en algunos casos, los síntomas pueden aparecer después de dejar de tomar el medicamento, lo que puede hacer que brindar un diagnóstico adecuado se vuelva un poco más difícil.

Para diagnosticar la discinesia tardía, tu médico comenzará con un examen físico. Healthline indica que también medirán tus habilidades motrices y utilizarán una escala conocida como Escala de Movimiento Involuntario Anormal (MIA). La báscula ayudará a tu doctor a medir tres elementos importantes:

  • La severidad de tus movimientos.
  • Si eres consciente de los movimientos.
  • Si estás angustiado por los movimientos.

Además, los análisis de sangre y escáneres cerebrales también pueden ser necesarios para ayudar a descartar otros trastornos. Después de descartar otras condiciones y evaluar tus movimientos, tu médico puede hacer un diagnóstico.

Opciones de tratamiento para la discinesia tardía

Si desarrollas síntomas de discinesia tardía, es probable que tu médico comience por reducir la dosis de tu medicación. En algunos casos, pueden optar por cambiarla completamente por medicamentos nuevos. Por lo general, por uno que sea menos probable de causar la afección.

Al decidir el plan de tratamiento adecuado para ti, tu doctor deberá considerar varios factores. Algunos de ellos son la edad, el tipo de medicamento que está tomando, cuánto tiempo lo ha venido tomando, y cuál es la gravedad de los síntomas.

Healthline dice que dos remedios naturales podrían ayudar a aliviar algunos de tus síntomas. Estos son el extracto de ginkgo biloba, y la melatonina. Dicho esto, siempre es importante hablar con tu médico antes de probar cualquier remedio natural.

Complicaciones

Aunque es raro, algunas personas desarrollan síntomas graves (aproximadamente el 3 por ciento de quienes sufren de discinesia tardía). Los síntomas graves pueden afectar tu calidad de vida y causar problemas dentales, problemas respiratorios y dificultad para pasar los alimentos.

Otra complicación de esta afección es que puede hacerte sentir cohibido, especialmente si desarrollas cambios faciales irreversibles, como boca o párpados caídos. La dificultad en el habla es otra posible complicación. Afortunadamente la Clínica Cleveland indica que estas complicaciones rara vez ponen en peligro la vida. No obstante, aún debes abordarlos con tu médico si es que te suceden.

¿Se puede prevenir?

En primer lugar, Healthline afirma que el objetivo principal del tratamiento de la discinesia tardía es prevenirla a toda costa. Para ello, tu médico programará evaluaciones periódicas. Durante tu cita, tu médico examinará tus movimientos para ver si estás desarrollando la afección.

Desafortunadamente, la discinesia tardía es impredecible. El hecho de que estés tomando el medicamento no significa que vas a desarrollar la afección. Dicho esto, si tienes factores de riesgo que te hacen más susceptible a la afección, deberías hablar con tu médico. Si estás en riesgo, tu doctor puede sugerir otro medicamento que evite causar la discinesia tardía como posible efecto secundario.

¿Cuál es el panorama general?

El pronóstico general es positivo si se detecta la discinesia tardía a tiempo. Healthline dice: “si recibe un diagnóstico temprano, cualquier síntoma que pueda estar experimentando puede resolverse una vez que deje de tomar el medicamento, cambie de medicación o reduzca la dosis”. Sin embargo, los síntomas de la discinesia tardía pueden ser permanentes. En algunos casos, los síntomas pueden empeorar con el tiempo, incluso después de suspender el medicamento que está causando la afección.

La mejor manera de prevenirlo es programar chequeos regulares con tu médico, en caso de que estés tomando medicamentos antipsicóticos. La fuente indica que los exámenes anuales son recomendados. Si te preocupa desarrollar esta afección, no tengas miedo de preguntarle a tu doctor acerca de los posibles efectos secundarios de tu medicamento y qué medidas puedes tomar para ayudar a prevenir el diagnóstico de discinesia tardía.

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X