Enfermedad de Lyme en Mascotas: Signos y Síntomas

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, cada año 300.000 estadounidenses contraen la enfermedad de Lyme (o enfermedad de la garrapata), y esos son sólo los casos reportados en seres humanos.

La enfermedad de Lyme es una de las enfermedades más comunes en el mundo transmitida por garrapatas. La enfermedad de Lyme es causada por un tipo de bacteria llamada Borrelia Burgdorferi. La enfermedad de Lyme se transmite por garrapatas de venado de caparazón duro y alimentación lenta, garrapatas occidentales de patas negras, garrapatas de taiga y garrapatas de oveja, que son difíciles de detectar ya que tienen aproximadamente el tamaño del punto al final de esta oración. Por lo general, una mascota se infecta sólo después de que la garrapata se ha adherido al perro durante al menos 18 horas.

La mejor manera de comprobar si su perro tiene garrapatas es pasarle por el pelaje un soplador de aire (secador de pelo). Sino, cepillarle o pasarle las manos por su pelaje es también es un buen método de inspección. Revise especialmente debajo de las orejas, la cabeza, la parte inferior del cuello y las patas de su perro, y esté atento a estos 13 síntomas…

1. Inflamación de las Articulaciones

El signo más evidente de la enfermedad de Lyme en los caninos es la inflamación de las extremidades y las articulaciones, que se manifiesta como cojera. Esto hace que al perro se le hago difícil y doloroso moverse durante aproximadamente una semana, y a menudo podría caminar rígido con la espalda dolorosamente arqueada.

2. Cojera Cambiante

A menudo, cuando un perro sufre de cojera, la inflamación dolorosa de las articulaciones, se manifiesta como una condición conocida como cojera de las patas móviles, que se caracteriza por una cojera que alterna de una pata a otra, con una función normal entre episodios de cojera. rigidez y dolor. Además de la inflamación de las articulaciones, las patas se sentirán calientes y sensibles al tacto.

3. Problemas Renales

Cuando la enfermedad de Lyme no es tratada casi siempre conduce a problemas renales en los perros, particularmente en razas como Golden y Labrador Retrievers, y perros Bernese Mountain. La inflamación renal, o una afección conocida como glomerulonefritis, eventualmente conllevará a una disfunción y falla completa del órgano. Los signos de problemas renales en los perros incluyen sed insaciable, vómitos, diarrea, pérdida de apetito, pérdida de peso, aumento de la orina, abdomen hinchado y retención de líquidos.

4. Articulaciones Sensibles

Sin embargo, una pequeña porción de perros infectados desarrolla dolor en las articulaciones que son sensibles al tacto semanas o meses después de la infección. Podrá notar que su normalmente activo y enérgico perro está acostado mucho y prefiere quedarse adentro y dormir que salir y jugar.

5. Dificultad Para Moverse y Caminar

Es triste ver a la mayoría de los perros cuando sienten dolor y tienen dificultad para moverse, caminar, trepar y levantarse y esto puede ser la primera indicación de que su perro sano está enfermo. La mayoría de los perros se mostrarán reacios a moverse y aullarán cuando se levanten rápidamente. También responderán al dolor con aullidos o mordiscos cuando se le presione una articulación inflamada.

6. Depresión

La depresión puede acompañar a la inflamación de las articulaciones, el dolor y la fatiga. Muchos perros enfermos se deprimen tanto que pierden el apetito por completo y se niegan a comer.

7. Glándulas Linfáticas Inflamadas

Al igual que en los humanos; Los ganglios linfáticos de los perros responden a cualquier tipo de enfermedad o infección. Es por esto, que usted puede notar inflamación de los ganglios linfáticos en la base de las patas de su perro (donde se encuentran los ganglios linfáticos). También puede notar hinchazón al acariciar a su perro a la vista de la picadura de la garrapata.

8. Fiebre

La mayoría de las veces, los perros con la enfermedad de Lyme no muestran síntomas similares a los de los humanos infectados con la enfermedad de Lyme. Sin embargo, una fiebre baja o hipertermia puede ser un síntoma. “A medida que el sistema inmune de un perro infectado con la enfermedad de Lyme es estimulado para combatir la infección causada por Borrelia burgdorferi, se produce hipertermia”, dice PetMD.

Es posible que su perro esté caliente al tacto y que beba más de lo normal. Para saber si su perro sufre o no de hipertermia, la fuente enumera la temperatura corporal normal de un perro entre 100 y 102.5 grados Fahrenheit. Si el perro está infectado, sufrirá aumentos intermitentes o constantes en la temperatura corporal.

9. Letárgico

Además de la dificultad para moverse y la depresión, las mascotas que han sido infectadas con la enfermedad de Lyme también pueden estar extremadamente letárgicas y débiles. Esto se notará bastante, especialmente si tu mascota era antes muy activa. Todos los perros necesitan descansar, pero si una mascota parece estar más cansada y soñolienta que despierta y enérgica, entonces podría haber algo más. Según PetMD, “el letargo ocurre como resultado del esfuerzo del sistema inmunológico para combatir la bacteria de la enfermedad de Lyme (Borrelia burgdorferi) a través de la producción de anticuerpos (proteínas del sistema inmunitario) y glóbulos blancos. La elevación de la temperatura corporal (hipertermia) a menudo se asocia con letargo”.

10. Pérdida Del Apetito

Cuando no nos sentimos bien tendemos a perder el apetito, y lo mismo ocurre con nuestras mascotas. Debido a todos los demás síntomas causados ​​por la enfermedad de Lyme, como fiebre, dificultad para moverse y caminar, dolor en las articulaciones, etc., puede que no sea tan sorprendente que también experimenten falta de apetito o, como señala PetMD, también se considera anorexia. La enfermedad de Lyme puede hacer que los perros no quieran comer tanto o con tanta frecuencia, o en algunos casos no quieran comer en absoluto.

“La anorexia puede ser causada por hipertermia (temperatura corporal elevada), artritis (inflamación de las articulaciones), mialgia (dolor muscular), insuficiencia renal (riñón) u otras dolencias con infección por Borrelia burgdorferi”, dice PetMD.

11. Problemas del Tracto Digestivo

Además de no querer comer, PetMD afirma que algunas mascotas también experimentarán algunos problemas del tracto digestivo como náuseas y vómitos, lo que también contribuye a que no coman. “Además de comer menos o rechazar la comida, los perros infectados con la enfermedad de Lyme pueden tener otras molestias en el tracto digestivo, como emesis (vómitos) o diarrea relacionada con hipertermia, insuficiencia renal u otros problemas de salud”, escribe la fuente.

12. Beber Más Agua

Ya hemos discutido cómo la temperatura de un perro infectado aumentará y causará fiebre o hipertermia. Esta condición hará que la mascota quiera beber más agua para refrescarse. Una sed excesiva de agua se conoce como polidipsia, pero también puede ser estimulada por insuficiencia renal, que a veces es un resultado desafortunado de una infección por la enfermedad de Lyme, explica explica PetMD. Esta sed excesiva provoca un aumento de la producción de orina.

“Los riñones que fallan tienen una capacidad reducida para concentrar la orina. En última instancia, esta falla hace que el perro afectado beba más agua a medida que el cuerpo trata de excretar las toxinas de la sangre que, de otro modo, normalmente serían filtradas por el riñón en la orina”, escribe la fuente.

13. Ningún Síntoma

Lamentablemente, la mayoría de los perros que se ven afectados por la enfermedad de Lyme no muestran ningún síntoma hasta que es demasiado tarde. Esta es la razón por la que si vive en un área propensa a las garrapatas es vital que examine a su perro regularmente en busca de garrapatas cepillándolo, acariciándolo y llevándolo al veterinario para su chequeo anual y la prueba de la enfermedad de Lyme.

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X