Alimentos que jamás deberías darle a tu perro

Tratas a tu amigo de cuatro patas como a uno más de la familia, ¿y por qué no? Son leales y te aman incondicionalmente. Bueno… siempre y cuando los alimentes.

Hablando de eso, es importante saber que si bien puedes considerar a tu perro como el niño extra que siempre quisiste, no puedes alimentarlo como un ser humano. Ciertos alimentos e ingredientes pueden ser peligrosos para los caninos, así que enloquezcamos con 14 de ellos…

1. Xilitol

Este no es un alimento en sí mismo, pero se esconde en muchos alimentos que consumen los humanos. WebMD dice que puede encontrar este edulcorante en productos como dulces, goma de mascar (no hace falta decirlo, no le gusta mascar a su perro), productos horneados y más (consulta las etiquetas).

La fuente advierte que el xilitol puede hacer que el nivel de azúcar en la sangre de tu amigo peludo baje, y en casos más graves, puede causar insuficiencia hepática. Los síntomas de consumirlo incluyen que tu perro esté letárgico, vomite y tenga problemas de coordinación. “Eventualmente, tu perro puede tener convulsiones. La insuficiencia hepática puede ocurrir en unos pocos días”, advierte la fuente.

2. Palta o Aguacate

Si bien este alimento puede estar de moda en estos días, es probable que tu perro no esté de acuerdo contigo. El aguacate tiene muchas cosas buenas, como que es delicioso y se puede untar en una tostada, pero también tiene un alto contenido de grasa, “que pueda causar estragos en la barriga de tu perro”, explica GoodHouseKeeping.com.

Quizás aún peor, si su perro se apodera de un aguacate que aún tiene el hueso intacto, tragarlo podría provocar una obstrucción en el tracto gastrointestinal de su perro, agrega la fuente. En ese caso, incluso podría ser necesaria una cirugía para eliminar la obstrucción.

Shutterstock/Krasula

3. Alcohol

Si bien es posible que desees que tu perro se una a la fiesta y tome una copa, no es buena idea en lo absoluto, dice la Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales (ASPCA). La fuente dice que las bebidas alcohólicas e incluso los alimentos que contienen alcohol pueden hacer que tu perro vomite, tenga problemas de coordinación, experimente dificultad para respirar e incluso temblores.

En el peor de los casos, tu perro podría entrar en coma o morir si consume alcohol, señala la fuente. “Bajo ningún concepto se le debe dar alcohol a tu mascota”, subraya. Si sospecha que su perro se metió accidentalmente en la bodega, debe llamar a su veterinario o al Centro de Control de Envenenamiento Animal de ASPCA de inmediato, agrega.

4. Cebolla y Ajo

Estos pueden ser más dañinos para tu perro que solo provocarles un aliento intolerable. WebMD dice que las cebollas y el ajo, ya sean crudos, cocidos, deshidratados o en polvo, pueden destruir los glóbulos rojos de tu mascota.

La pérdida de glóbulos rojos puede causar anemia, y la ingesta de ajo o cebolla puede causar síntomas como debilidad, vómitos y dificultad para respirar, agrega la fuente. Dice que “una pequeña dosis rara vez probablemente esté bien”, pero que el envenenamiento puede ocurrir al comer una cantidad mayor solo una vez. Así que probablemente sea mejor optar por el lado de la precaución en este caso.

5. Cafeína (y chocolate)

Si tu perro tiene que completar una tarea nocturna y no puede mantener los ojos abiertos (estamos bromeando), no le de café o té, dice la ASPCA (esto si no es broma). La fuente dice que el café y otras bebidas con cafeína (como los refrescos) contienen sustancias llamadas metilxantinas, que no son tan amigables para las mascotas.

La fuente dice que cuando las mascotas ingieren metilxantinas, pueden experimentar vómitos y diarrea, sed y orina excesivas, hiperactividad, latidos cardíacos anormales, temblores, convulsiones y, en el peor de los casos, la muerte. Probablemente ya haya escuchado sobre los peligros de alimentar a los perros con chocolate, eso se debe a que el chocolate también contiene metilxantinas, agrega la fuente.

6. Uvas y Pasas

¿Qué podría ser tan dañino en estos versátiles frutos de la vid que pueden producir vino y pasas? Bueno, por razones desconocidas, las uvas y su forma seca y arrugada pueden provocar una insuficiencia renal “rápida” en los perros, dice GoodHouseKeeping.com.

Presta atención si estás compartiendo tu mezcla de frutos secos o galletas con tu perro, ya que a menudo contienen pasas, agrega. La fuente dice que no se necesitan muchas pasas (tan solo dos) para terminar hospitalizado debido a problemas renales, y que sin tratamiento puede llegar a ser fatal, advierte.

7. Cítricos

Las frutas cítricas pueden ser refrescantes y tener beneficios antioxidantes para los humanos, pero debes evitar darle cualquier cosa relacionada con plantas cítricas a tu compañero canino, explica la ASPCA.

Dice que no solo la fruta en sí, sino también los tallos, las hojas, las cáscaras y las semillas de las plantas de cítricos contienen cantidades variables de ácido cítrico, “que puede causar irritación y posiblemente incluso depresión del sistema nervioso central si se ingiere en cantidades significativas”. Pequeñas dosis de la fruta sola pueden no ser peligrosas, pero aún pueden provocar malestar estomacal, agrega. Así que podría ser otro caso de “¿qué tanto necesita mi mascota este alimento en particular?”

8. Coco / Aceite de coco

Hay muchos beneficios del aceite de coco, e ingerido en pequeñas cantidades, no es probable que tenga efectos adversos en tu cachorro, dice la ASPCA. Sin embargo, señala que la carne y la leche de los cocos frescos contienen aceites que pueden hacer que tu perro tenga malestar estomacal, heces blandas y diarrea.

La fuente dice que si realmente deseas ofrecer algunos productos de coco, hazlo con precaución; también explica que el agua de coco tiene un alto contenido de potasio, lo que aparentemente tampoco es ideal para los canes.

9. Carne cruda / Huevos

Si bien las dietas de alimentos crudos se están volviendo populares para los perros, la ASPCA dice que hay una advertencia adjunta: la carne cruda y los huevos crudos pueden contener bacterias potencialmente dañinas, como la salmonella y la E. Coli, que son dañinas tanto para las mascotas como para los humanos.

Además, los huevos crudos contienen una enzima llamada avidina que inhibe la absorción de una vitamina B llamada biotina, que puede provocar problemas en la piel y el pelaje de su perro, agrega la fuente. Los animales domésticos tampoco deben ser alimentados con huesos crudos debido a los peligros de asfixia o astillado, advierte. Los huesos cocidos son aún más frágiles, por cierto.

10. Nueces de Macadamia

Esta deliciosa variedad de nueces es ideal para un refrigerio, solo para humanos. Good Housekeeping dice que tienen un alto contenido de grasa que puede irritar el estómago de los perros, pero lo que es peor, pueden ser tóxicos para los caninos por razones desconocidas.

La fuente dice que una dosis de solo 2 nueces por libra de peso corporal puede provocar envenenamiento “que puede provocar una incapacidad temporal para caminar”. Los perros pueden experimentar otros síntomas como diarrea y debilidad que requieren un viaje al hospital, agrega la fuente.

11. Leche / Lácteos

Muchos humanos tienen problemas para digerir la leche y los productos lácteos, no gracias al contenido de lactosa. Lo mismo ocurre con los perros, aunque el problema es común entre todos ellos.

La ASPCA explica que los perros no producen gran parte de la enzima llamada lactasa que es responsable de descomponer la lactosa en la leche y otros productos lácteos, y alimentarlos con estos productos puede provocar diarrea y malestar digestivo.

12. Tocino

Lo sabemos, lo sabemos… El tocino es tan delicioso que no puedes evitar escabullirme un poco a tu perro debajo de la mesa del desayuno. Sin embargo, el tocino no es amigo del páncreas de tu perro, según Good Housekeeping.

La fuente dice que el alto contenido de grasa del tocino puede provocar pancreatitis en los perros, lo que causa inflamación y un funcionamiento inadecuado de este órgano tan importante. El páncreas no solo produce las enzimas necesarias para la producción de alimentos, sino también la insulina, que controla los niveles de azúcar en la sangre.

13. Pan blanco

El pan blanco realmente no es tan bueno para los humanos, ya que contiene carbohidratos refinados que casi carecen de valor nutricional (y pueden causar picos en el azúcar en la sangre). Dicho esto, los altos niveles de azúcar y aceites en el pan blanco pueden provocar la temida pancreatitis en los perros, dice Good Housekeeping.

La fuente dice que los Schnauzers son particularmente vulnerables a los efectos nocivos del pan blanco. En cualquier caso, comer una cantidad significativa de pan blanco puede llevar a tu perro al hospital por un período prolongado, advierte.

14. Masa cruda

Aquí hay algunos datos más crudos: alimentar a tu amigo canido con masa cruda es una muy mala idea, según Good HouseKeeping. Dice que la levadura en el pan sin hornear puede causar “enfermedades potencialmente mortales” cuando los perros la comen.

La masa seguirá subiendo en el estómago de tu perro “y puede extenderse por todo su abdomen, causando un dolor extremo y bloqueos potenciales en el tracto intestinal”, señala. En el peor de los casos, esto puede causar una torsión del estómago, lo que se conoce médicamente como vólvulo de dilatación gástrica, agrega. Además, la masa fermentada produce etanol, que, lo adivinaste, puede causar intoxicación por alcohol en tu cachorro.

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X