Perder Peso ESP

Siete consejos internacionales para bajar de peso

Ya sea beber una taza de té como en Sudáfrica o condimentar con salsas picantes sus platillos a fines de quemar grasas como en Malasia — echémosles un vistazo a los siguientes siete consejos para bajar de peso que he recolectado de amigos de todos los rincones del planeta.

1. Pedalee como lo hacen en Holanda

Si le pregunta a un holandés promedio qué medio de transporte utiliza para ir al trabajo, le dirá que prefiere ir en bicicleta. Esta también es la forma preferida de hacer mandados o de ir a reuniones cerca de casa; eso explica que Holanda tenga más bicicletas (18 millones) que habitantes (16,5 millones), según las estadísticas de la Oficina de Turismo y Convenciones de Holanda (NBTC, por sus siglas en inglés).

La revista de asuntos políticos y de actualidad, Times of India, reveló que un ciudadano holandés recorre alrededor de 870 kilómetros al año — y esto explica por qué en Holanda abundan los individuos activos y saludables. Además, el país fomenta el uso de bicicletas; por ejemplo, en Ámsterdam los semáforos han sido sincronizados a la velocidad de los ciclistas.

2. Los polacos prefieren cenar en casa

Según un estudio llevado a cabo por Forbes en 2013, el estadounidense promedio gasta alrededor de $936 al año en salidas a restaurantes. Los datos, que fueron extraídos directamente de los resúmenes de cuenta de las tarjetas Visa de 1.003 individuos, revelan que cada almuerzo cuesta entre $14 y $21 por cabeza.

Si le pregunta a cualquier polaco, le dirá que comer afuera no sólo es una pérdida de dinero, sino que contribuye con el aumento de peso. Esto explica que gasten apenas el 5% de sus ahorros en salidas a cenar.

3. Los sudafricanos beben té de rooibos para mantenerse delgados

Los datos de la investigación del International & American Associations of Clinical Nutritionists aseguran que aquellas culturas que acostumbran a beber infusiones con frecuencia arrojan índices de obesidad más bajos. Esto significa que, en muchas ocasiones en las que creemos sentir hambre, en realidad tenemos sed.

Las catequinas son antioxidantes presentes en distintos tipos de té —- en especial en el de rooibos y en el verde — y han demostrado ser eficientes a la hora de reducir los riesgos de padecer cáncer y al adelgazar. Además, si es como los sudafricanos y opta por infusiones dulces naturales, no necesitará edulcorante o azúcar.

4. Un buen desayuno para comenzar el día

La Dra. Arya Sharma, directora científica de la Canadian Obesity Network, asegura que podría frenar enormemente la epidemia de obesidad en Norteamérica, ¡si lograra que todos tomaran su desayuno! Sharma explica que aquellas personas que se saltean la primera comida del día, tienden a recurrir a alimentos hipercalóricos y altos en grasas más tarde debido a que se activa el sistema de recompensas del cerebro y necesita ser complacido.

Es por eso que los alemanes se mantienen en forma — un 75% de la población del país se toma su tiempo para disfrutar su desayuno cada mañana. Si lo compara con las estadísticas de Health.com, sólo un 44% de estadounidenses desayuna.

5. ¡Un poco de picante tailandés!

Si le gusta la comida Thai, es probable que también disfrute de la sensación de ardor que queda en su boca después de agregarle pimientos rojos a su sopa Tom Yum. Según una investigación de la American Society for Nutrition, los pimientos contienen capsaicina, un componente vinculado con la activación del metabolismo.

Un estudio llevado a cabo por la Universidad de California, en Los Ángeles, comprobó que el dihidrocapsiato o DCT, un compuesto vinculado con la capsaicina de los pimientos rojos, eleva la temperatura corporal y ayuda a quemar más calorías y grasas.

6. Los malayos queman grasas con la cúrcuma

La cúrcuma es una especia de sabor picante (de la misma familia del jengibre) que aporta una tonalidad amarillenta a su curry. Proviene de Malasia y sus habitantes la consideran un remedio potente para quemar grasas.

Todo se debe a una sustancia llamada curcumina, que ayuda a destruir los tejidos adiposos a medida que crecen. Un experimento realizado con roedores por la Universidad Tufts, en Massachusetts, comprobó que los animales que consumían cantidades elevadas de grasas mezcladas con curcumina, engordaban menos que el grupo que no ingería este componente.

7. Los brasileros se mantienen en forma con arroz y frijoles

Es cierto que muchos brasileros se pasan la vida bailando y ejercitando sus cuerpos voluptuosos en la playa o en el carnaval. Sin embargo, el secreto detrás de esos físicos esculturales está en la cocina —- la guarnición favorita de los habitantes de este país es arroz con frijoles.

De hecho, una investigación publicada en la revista Obesity Research, asegura que las dietas ricas en arroz y frijoles disminuyen en un 14% los índices de obesidad. El estudio sugiere que los beneficios provienen de la gran cantidad de fibras presentes en estos alimentos bajos en grasas.

X