Salud ESP

Seis grandes beneficios para la salud de la jardinería

¡Oiga! Conozco una forma fácil y entretenida de mejorar su estado físico, su estabilidad mental y su alimentación. No, no estoy bromeando. Ponga a prueba sus habilidades con las manos y la pala en la jardinería. Podría decirse que esta actividad es como un spa otorgado por la propia Madre Naturaleza y le brinda múltiples oportunidades de moverse, agacharse, pararse, arrodillarse y cavar para ponerse en forma. Como si esto fuera poco, le permite abrir su mente y mejorar su estado de ánimo mientras disfruta de estar al aire libre, bajo el sol y rodeado de tierra fresca.

¡Prepárese para ensuciarse las manos y la ropa! Conozcamos seis grandes beneficios de practicar jardinería…

1. Protege su cerebro

Además de cosechar alimentos buenos para la salud como el brócoli y las coles, la experiencia de cuidar su jardín le aporta un plus de beneficios a su cerebro.

Un estudio llevado a cabo por la Universidad del Sur de Florida reveló que los estudiantes que tenían programas de jardinería entre sus asignaturas obtenían calificaciones más elevadas en sus exámenes estandarizados de ciencias. Además, esta actividad ha demostrado ser una terapia natural muy efectiva para niños con trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDAH).

garden

2. Destierre el estrés de su vida

Un estudio publicado por los National Institutes of Health señala que existen muchísimos beneficios terapéuticos detrás de la jardinería, en especial para los adultos mayores. Dicha investigación demostró que el simple hecho de tener un jardín ya contribuye con la salud de alguna manera debido a que reduce el estrés.

Dicha investigación reveló que estar rodeado de naturaleza disminuye significativamente los niveles de cortisol, mejora el humor, aplaca la irritabilidad, los dolores de cabeza y el dolor crónico y reduce la necesidad de recurrir a medicamentos, sin mencionar que hace que los ancianos sean menos propensos a sufrir ataques cardiacos.

Senior Gardening

3. Establece vínculos más profundos y duraderos

Como cada vez son más los sitios con jardines en mi ciudad (como complejos de viviendas, escuelas, iglesias y parques), no pude evitar notar las conexiones sociales que se generan al interactuar con vecinos. Además, el hecho de que se comercialicen más productos frescos y cosechados naturalmente en las tiendas de la comunidad me llena de orgullo.

Junto con las ventajas en el área social y en la nutrición, los jardines comunitarios han convertido mi vecindario en un lugar más seguro para los niños, ya que promueve las actividades al aire libre y el acercamiento a otras personas.

shutterstock_295036193

4. Nutre la salud mental

Diversos estudios realizados por la Universidad de Oxford han concluido que ¡cuanta más naturaleza mejor para la salud! Los estudios destacan que estar al aire libre y practicar jardinería son formas accesibles y efectivas de prevenir la depresión y otros trastornos psicológicos.

Dicha investigación también reconoció el rol vital de la naturaleza en el bienestar general. Tener acceso a un espacio verde ha demostrado ser muy útil para pacientes con trastornos de sueño y demencia en comunidades de adultos mayores.

shutterstock_301414622

5. Aumenta los beneficios físicos

Estos beneficios físicos son ilimitados para aquellos que tengan tiempo de salir e interactuar con la naturaleza. No obstante, una investigación de la Universidad Estatal de Michigan ha vinculado la jardinería con la reducción de diversas enfermedades, como las coronarias y el cáncer de colon.

Cavar, plantar, quitar las malezas, palear y regar brindan un entrenamiento completo con ejercicios aeróbicos de todo tipo. De hecho, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) consideran que la jardinería es la actividad física ideal para reducir los riesgos de sufrir diabetes tipo 2, obesidad, hipertensión, problemas cardiovasculares, osteoporosis, cáncer de colon, infartos, depresión y otras tantas complicaciones de salud.

Gardening Work

6. Coma lo que cosecha

Si cultiva tomates, es más probable que incluya más tomates en su dieta…Tiene sentido, ¿no cree? ¡Una investigación llevada a cabo por la Western Growers Foundation (WGF) avala firmemente esta hipótesis!

La WGF descubrió que los individuos que se esfuerzan por cosechar sus propios vegetales y frutas tienen más posibilidades de incluirlas en su dieta en mayores proporciones. Sin dudas, la jardinería promueve una buena nutrición a base de productos frescos de estación repletos de nutrientes esenciales.

shutterstock_375223729
X