Aceite de Coco ESP

Quince usos asombrosos del aceite de coco

El aceite de coco es un tipo de comestible que se extrae de los cocos maduros. Su principal característica es la versatilidad; puede utilizarlo para cocinar, para limpiar, para afeitarse y hasta para cuidar su salud bucal. Si no me cree, écheles un vistazo a los siguientes quince usos de este extracto natural. ¡Su cocina, su baño y hasta su café matutino se beneficiarán!

1. Humecta o hidrata la piel del rostro

Muchos hombres y mujeres se han dejado de gastar fortunas en todas esas hidratantes faciales de marcas exclusivas y han salido en busca de una botella de aceite de coco.

Los usuarios aseguran que elimina cicatrices y le aporta un aspecto rejuvenecido, suave y flexible a su piel. La mayoría no se anima a probar el aceite de coco por miedo a sufrir una reacción alérgica. En ese caso, aplíquese un par de gotitas en zonas propensas a la irritación y se sorprenderá al ver los resultados.

2. Serum que devuelve el brillo al cabello

Si busca devolverles el brillo a sus bucles opacos, no dude en usar aceite de coco. Esta maravilla no sólo realza la tonalidad natural de su melena sino que repara los cabellos quebradizos.

Colóquese unas gotitas en la palma de la mano y frótese cuidadosamente desde las puntas hasta la raíz para evitar que el cabello luzca grasoso.

3. Aceite para masajes

¡Por supuesto que puede gastar una fortuna en un aceite para masajes lleno de propiedades milagrosas si lo desea! No obstante, debe saber que muchos de esos productos contienen aceite de jojoba o de coco.

Hágale un favor a su billetera y compre una botella de extracto de coco. Su textura no sólo es ideal para una sesión de masajes sino que también sirve como humectante natural y como antibacterial, ya que previene el crecimiento de hongos y bacterias que dañan la salud.

4. Cuida la salud de su boca

El uso del aceite de coco en la higiene bucal no es una novedad. De hecho, es un elemento popular en tratamientos alternativos como la ayurveda.

No debería sorprenderse, ya que posee propiedades antivíricas, antimicóticas y antibacteriales que previenen el mal aliento, el deterioro de las piezas dentales y las enfermedades de las encías causadas por todo tipo de bacterias orales. Los expertos en odontología aseguran que cualquier líquido rico en grasas es capaz de eliminar bacterias de los dientes, las encías y la cavidad bucal en sí.

5. Saborizante para su café matutino

No hay nada mejor que una deliciosa taza de café para empezar el día. Si necesita repuntar sus niveles de energía, agréguele a su latte unas gotitas de aceite de coco ¡y en seguida notará la diferencia!

Dave Asprey, el autor del libro The Bulletproof Diet, asegura que el café enriquecido con las bondades de las grasas saturadas (manteca o aceite de coco) en el desayuno le permite acabar con los antojos molestos y activa el metabolismo.

6. Desmaquillante

Uno, dos, tres…¡adiós! El aceite de coco hace maravillas a la hora de quitar el maquillaje. ¡Hasta se deshace de esos molestos rastros de rimmel que quedan bajo sus ojos!

Se aplica como cualquier otro producto cosmético de limpieza — aplique unas gotitas en una almohadilla de algodón y frótese el rostro y la zona de los ojos con suavidad. El aceite de coco no sólo se deshará de todos esos productos dañinos, sino que humectará su piel.

7. Pule hierro fundido

¿No sabe cómo hacer para devolverle el brillo a esa sartén que le regaló su madre para Navidad? No se preocupe, el aceite de coco es la solución.

Yo lo he comprobado con todos mis utensilios de cocina de hierro fundido (ollas, cacerolas, sartenes, bandejas, entre otros). Aplíquele unas gotitas de aceite a la superficie a tratar y métala un par de horas en el horno. Remueva el exceso de aceite y ¡voila! ¡Como nueva!

8. Acondicionador profundo

Cuando se trata de tratamientos de acondicionamiento profundo, es posible conseguir cremas para el cabello de más de $20. Si busca una solución igual de efectiva pero mucho más accesible, opte por el aceite de coco. De hecho, muchos productos cosméticos que se venden en los centros comerciales se elaboran a base de extracto de coco.

Lo bueno de este aceite natural es que penetra profundamente en la raíz y repone las proteínas perdidas. Tan sólo unas gotitas son suficientes; aplíquelas sobre el cabello ligeramente húmedo, péinelo y cúbralo con una toalla de algodón, una camiseta o un gorro de ducha. ¡Déjelo actuar toda la noche y notará la diferencia por la mañana!

9. No más bolas de pelo

No, no me refería a usted. ¡Hablaba de su mascota! Debe estar pensando cómo hacer para que su gato trague aceite de coco — simplemente, aplíquele un par de gotas en sus patas y el animal, de forma instintiva, lo lamerá. De esta manera, evitará encontrarse con esas sorpresitas en la alfombra de su cuarto por la mañana.

¡Espere! ¿Le parece que el pelaje de su mascota se ve opaco? Frótelo con un poco de aceite y notará cómo recupera su brillo natural.

10. Humectante

Si es de los que gastan fortunas en humectantes de piel con manteca de cacao, le recomiendo que le dé una oportunidad al aceite de coco.

Aplíqueselo como cualquier otra loción, si es posible al salir de la ducha — no sólo le devolverá la flexibilidad a su piel, las propiedades antimicóticas prevendrán todo tipo de infecciones y su perfume natural lo hará sentir fresco y radiante durante todo el día.

11. Alivia molestias estomacales

Cualquier tipo de molestia estomacal — desde una simple indigestión hasta enfermedades crónicas como el síndrome del intestino irritable (SII) o la enfermedad de Crohn — afecta de forma negativa su calidad de vida. No obstante, un estudio llevado a cabo por el centro médico Langone de la Universidad de Nueva York asegura que el aceite de coco es capaz de aliviar este tipo de problemas.

De hecho, consumir una cucharada de aceite de coco a diario previene el desarrollo de úlceras. No obstante, para su seguridad, le recomiendo que consulte a su médico de confianza antes de iniciar el tratamiento.

12. ¡Ideal para hornear!

¡Apártese Betty Crocker y deje que el aceite de coco haga lo suyo! Se trata de una alternativa respetuosa con los animales (a diferencia de la manteca), que les aporta una consistencia más suave y esponjosa a los productos horneados.

Como soy alérgica a los lácteos, suelo preparar galletas, masa para tartas y panecillos con aceite de coco. Si no le agrada el sabor, puede optar por aceite vegetal o manteca.

13. Loción para afeitar

Si quiere que su piel luzca suave y radiante después de afeitarse, utilice aceite de coco. Aplíqueselo en las piernas, en la zona del biquini y en las axilas, como si fuese crema para afeitar.

Los muchachos aseguran que este producto natural les permite obtener una afeitada al ras. Como si esto fuera poco, jamás volverá a comprar cremas hidratantes, ya que el extracto de coco es un humectante natural.

14. Desodorante

Son muchos los que aseguran que la combinación de bicarbonato de sodio y aceite de coco protege sus axilas de la transpiración durante el día.

Para facilitar el proceso de aplicación, coloque la mezcla dentro de un recipiente para maquillaje (con un extremo perforado). Si desea personalizar la fragancia de su desodorante natural, agregue de 8 a 10 gotitas de su aceite perfumado favorito y ¡dígale adiós al mal olor corporal!

15. Combate la gripe

Según un grupo de expertos de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Khon Kean, el aceite de coco también lo puede proteger de los virus que causan la gripe. Un estudio se encargó de analizar los efectos del aceite de coco (combinado con jengibre y masajes) en 66 pacientes con cáncer que debían tratarse con quimioterapia.

Los resultados revelaron que las personas que consumían el aceite (junto con los masajes y el jengibre) notaban un incremento en la producción de glóbulos blancos, que combaten las bacterias y los virus y fortalecen el sistema inmunológico.

X