No ignore estos signos y síntomas de cáncer de intestino 

Según la Asociación Estadounidense del Cáncer, el cáncer de intestino se encuentra entre los cinco cánceres más comunes entre hombres y mujeres en los EE. UU. Afortunadamente, más del 90 por ciento de los casos identificados se pueden tratar con éxito siempre que se diagnostiquen temprano.

El cáncer de intestino se refiere a los cánceres que se desarrollan en el colon o el recto. Dependiendo de dónde se origine el cáncer, el cáncer de intestino se puede denominar específicamente cáncer de colon (que golpea el intestino grueso) o cáncer colorrectal (que afecta el pasaje posterior del colon). Si bien las pruebas de detección periódicas son vitales para la detección temprana, estos 6 síntomas de advertencia temprana, como sangre en las heces, dolor abdominal y cambios en los hábitos intestinales, pueden indicar que hay un problema. Para reducir su riesgo personal de cáncer de intestino, busque si padece los siguientes síntomas o alguna de sus combinaciones.

1. Sin síntomas

Según la Asociación de Cáncer Colorrectal de Canadá, los síntomas del cáncer de intestino pueden ser muy sutiles y no necesariamente indican un problema de salud. Por ejemplo, los pacientes pueden atribuir el malestar abdominal a algo que comieron o al estrés.

Incluso aquellos pacientes que son cuidadosos al monitorear y mantener su salud admiten que pasaron por alto las molestias recurrentes pero sutiles que ignoraron como totalmente normales. Si experimenta cambios en su salud y funciones corporales, incluso si son “vergonzosos”, hable con su médico sobre las pruebas de detección del cáncer.

2. Hinchazón dolorosa

Si bien puede tomar un antiácido y culpar a la hinchazón crónica, o los gases, a una comida rica, asegúrese de notar cuándo se produce un malestar estomacal. Según Cancer Research UK, se deben controlar las molestias abdominales y la hinchazón.

Por ejemplo, una investigación del Fondo Mundial para la Investigación del Cáncer indica que las dietas ricas en carnes rojas y carnes procesadas pueden aumentar el riesgo de cáncer de intestino. Si tiene antecedentes familiares de cáncer de intestino, o su médico lo considera en riesgo, reduzca la ingesta de carnes rojas (es decir, carne de res, cordero, ternera y cerdo) así como carnes procesadas (es decir, fiambres como salami y jamón , tocino, embutidos y embutidos).

3. Dolor abdominal

Además de los gases e hinchazón incómodos, una indicación temprana de cáncer de intestino puede ser dolor abdominal o calambres. El dolor de estómago crónico también es un síntoma común del cáncer de intestino cuando se combina con cambios en los hábitos intestinales habituales del paciente (es decir, la presencia de sangre en las heces).

Según una investigación de la Sociedad Canadiense del Cáncer, el dolor abdominal puede ocurrir en muchos tipos de afecciones médicas. Esté atento a las molestias abdominales que causan dolor agudo, calambres crónicos, gases, una sensación incómoda de llenura o hinchazón y cualquier bulto que pueda sentir al presionar el abdomen.

4. Sangre en las heces

La sangre en las heces es algo que puede suceder con las hemorroides, donde el dolor relacionado, la sensibilidad y la presencia de un bulto que cuelga de su recto pueden estar presentes, y ser visibles con un espejo. Sin embargo, según la Clínica Cleveland, la sangre presente en las heces es el signo más revelador de cáncer colorrectal. Si nota sangre en las heces, hable con su médico de inmediato.

Tenga en cuenta que aunque otros problemas de salud pueden provocar heces con sangre (es decir, desgarros anales, colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, sangrado en el tracto digestivo y hemorroides), programe una cita para hablar con su médico lo antes posible. Esto ayudará a diagnosticar su problema directamente e iniciar el tratamiento adecuado necesario para tratar su afección.

5. Cambios en los hábitos intestinales

Los pacientes no suelen estar dispuestos a hablar con un ser querido o con su médico sobre los cambios en sus hábitos intestinales. Sin embargo, una variedad de incidentes relacionados con el intestino pueden indicar un problema con la salud intestinal, e incluso indicar la presencia de cáncer.

La Sociedad Estadounidense del Cáncer señala varios síntomas de cambios en el intestino que podrían indicar que estamos ante un cáncer. Entre estos se incluyen cambios repentinos en la rutina intestinal normal (como heces blandas), sangre en las mismas, o heces descoloridas – es decir, como alquitrán o mocos. También la necesidad frecuente de ir al baño, una sensación de llenura en el intestino (a pesar de que recientemente haya ido al baño), o el estreñimiento crónico pueden indicar un bloqueo parcial del intestino grueso.

6. Pólipos intestinales

La Clínica Mayo indica que la mayoría de los casos de cáncer de colon comienzan con crecimiento de tumores benignos o de pólipos que se adhieren a la pared del intestino. Los pólipos a menudo comienzan como pequeñas manchas que no causan ningún síntoma adverso. Sin embargo, y aunque la mayoría de los pólipos siguen siendo benignos, la presencia de un pólipo de adenoma puede provocar un cáncer maligno.

Las células cancerosas del adenoma que permanecen sin ser detectadas durante algún tiempo eventualmente se convertirán en un crecimiento tumoral en la pared del colon o dentro del recto. Un mayor crecimiento no detectado puede provocar que las células cancerosas viajen a los ganglios linfáticos o al torrente sanguíneo a medida que se propaga (o realiza metástasis) a otras áreas del cuerpo (es decir, los pulmones o el hígado).

Avatar

ActiveBeat Español

Activebeat se dedica a informar a los lectores de todas las noticias y acontecimientos importantes del mundo de la salud. Cubrimos cada aspecto de las noticias sobre la salud, desde consejos y epidemias hasta fitness, nutrición y estudios.

X