Home » Spanish » Tratamiento & Prevención » 9 maneras simples de reducir la ingesta de Acrilamida

9 maneras simples de reducir la ingesta de Acrilamida

Tratamiento & Prevención

Si llegó a poner las noticias de ayer u hoy, sus sentidos probablemente se pusieron alerta con las noticias acerca de las advertencias de la FDA sobre alimentos con altos contenidos de acrilamidas, un producto químico creado durante el proceso de cocción de muchos alimentos populares (7000 en total) y uno ligado varias veces al cáncer (en estudios con animales).

De hecho, la FDA considera la ingesta de acrilamida tan peligrosa que los informes la denominan un “problema de seguridad alimentaria” y por lo tanto están instando a los consumidores a reducir el consumo de ésta sustancia química que se encuentra en muchos alimentos favoritos cocinados a altas temperaturas — tales como las papas fritas – quemadas o demasiado cocinadas, los pasteles, las galletas, cereales, frutos secos, rollos, panes, conservas de frutas y verduras, algunos alimentos para bebé y fórmulas para lactantes, pescados congelados, hamburguesas congeladas y dedos de pollo congelados, salsas, condimentos, bagels, cortezas de pizza pre cocidas y (¡RESPIRE!) el café.

Con las advertencias de salud en mente, es hora de reducir la ingesta de acrilamida mediante la puesta en práctica de las siguientes medidas de seguridad.

1. Hornear vs freír alimentos

Debido al hecho de que la acrilamida se forma cuando un azúcar y un aminoácido (conocido como asparraguina) se funden cuando los alimentos se cocinan a temperaturas altas por largo tiempo, evitar la fritura de alimentos y hornearlos en su lugar puede ser su mejor protección.

Next »
ADVERTISEMENT

More on ActiveBeat